Una joven se está cuestionando. Qué es la procrastinación, tema 10 de Somos EPA

Qué es la procrastinación: Ejemplos

En esta décima fecha de Somos EPA, intentaremos responder la pregunta ¿Qué es la procrastinación?

Asimismo, mediante un diálogo, nuestras amigas Raquel y Zoe nos presentarán un caso de procrastinación; compartiéndonos algunas sugerencias para evitar caer en una espiral de postergación.

Qué es la procrastinación

De acuerdo a la Real Academia de la Lengua Española –RAE-, procrastinar es diferir o aplazar.

Ahora bien, siguiendo la definición anterior, la procrastinación viene a ser la acción y efecto de procrastinar. Aunque en un sentido más amplio, centrándonos en el comportamiento, podríamos decir que la procrastinación es la postergación o aplazamiento de la puesta en marcha de actividades que son relevantes; siendo estas actividades sustituidas por otras menos relevantes, pero agradables.

En otras palabras, cuando procrastinamos ponemos pausa a una actividad que sabemos es importante hacer; pero que a la vez sentimos que al llevarla a cabo ésta se torna algo demandante para nosotros, como si fuera algo que nos sobrepasara.

También podemos procrastinar cuando nos proponemos realizar una actividad, pero no llegamos a iniciarla ni tampoco descartamos por completo su realización. El clásico «El lunes empiezo…» es un buen ejemplo de esto.

Los hábitos se construyen apoyados en la actitud que tengamos

Una actitud de procrastinación es alimentada por pensamientos cargados de duda, temor e inseguridad, lo cual impide que la persona pueda tomar firmes decisiones, mantenerse motivada y cumplir las metas que se ha propuesto.

En consecuencia, la persona que suele procrastinar va desarrollando un concepto poco saludable acerca de sí misma; y de modo paradójico, también va construyendo el hábito de la procrastinación en su forma de actuar.

Ejemplos de procrastinación

A través del diálogo que se presenta a continuación, nuestra amiga Zoe nos va a hablar de los motivos de su procrastinación en su búsqueda de empleo y en sus estudios de posgrado. En este caso, Raquel asumirá el rol de soporte emocional para darle apoyo a Zoe.

Adicionalmente, este diálogo también nos permitirá dilucidar de qué manera encarar la situación y así evitar caer en una espiral de procrastinación.

Raquel: Hola Zoe, ¿Cómo estás? ¿Qué tal va tu búsqueda de empleo?

Zoe: Hola Raquel. Estoy bien, gracias. Mmm, ahí va, aún no encuentro nada.

Raquel: Bueno, dale tiempo, procura postular a varias ofertas laborales, eso aumenta las probabilidades de conseguir un trabajo. ¡Continúa, amiga! Mientras tanto, estas invirtiendo muy bien tu tiempo, con tus clases de especialización.

Zoe: (En silencio y con la mirada esquiva). Claro, Raquel.

Raquel: ¿Pasa algo?

Zoe: Mmm, dejé de buscar trabajo la semana pasada… Mmm, tampoco estoy asistiendo a mis clases. Llamé al Instituto para reprogramar mi horario. Ya las retomaré más adelante. Sinceramente, no sé en que se me pasa el día.

Raquel: Entiendo. Bueno, si deseas hablar del tema, estoy para escucharte.

Zoe: Gracias, Raquel. Pero, no quiero.

Raquel: Bien. ¿De qué deseas que hablemos?

Zoe: (Con los ojos llorosos) Tengo miedo que me vuelva a ocurrir lo mismo.

Raquel: Sé que pasaste por momentos muy difíciles en tu último trabajo, sufriste mobbing, y pienso que es completamente esperable que sientas temor; ya que un nuevo trabajo representa un ambiente nuevo, personas nuevas, actividades nuevas, y todo eso hace que salgas de tu zona de confort. Sin embargo, «nuevo» no significa ni bueno ni malo. Si te adelantas a lo que ocurra, te estarás privando de vivir la experiencia. Realmente, no sabes que va a ocurrir, eso escapa de tu control y claro que te puede generar inseguridad; pero, por otra parte, sí sabes que puedes enfocarte en aquello que está bajo tu control, es decir, te puedes enfocar en ti.

Zoe: (Gesto de desconcierto) ¿Enfocarme en mí?

Raquel: (Sonrisa) Así es. Por ejemplo, qué aprendiste de aquella experiencia vivida, qué fortalezas destacas en ti, qué características tuyas has mejorado tras tu aprendizaje, y qué acciones puedes llevar a cabo si sientes que la situación te empieza a sobrepasar.

Zoe: (Después de respirar profundamente) Ok. Aprendí que no todas las personas son confiables ni de buenas intenciones. Dentro de mis fortalezas, puedo destacar que soy reflexiva y empeñosa. En relación a mis áreas por mejorar, me voy a esforzar en ser más cauta, en saber decir «no» en el momento oportuno cuando algo no me agrade, y en afrontar la situación haciendo valer mis derechos. Por supuesto, para evitar que me suceda una situación similar voy a estar atenta a lo que mi cuerpo me diga, si ya siento que la situación demanda mucho de mí, recurriré a relajarme, pensar en aquello que está ocurriendo, expresar mis inquietudes y abordar la situación desde otra perspectiva. Siempre acompañándome, para no procrastinar.

Raquel: Bien dicho, Zoe.

Zoe: Gracias, Raquel. Te confieso que dejé de estudiar porque me recordaba mis actividades en el trabajo y eso también me llevaba a los malos recuerdos de cuando me trataban de aquella forma tan hostil.

Raquel: Da mucha ganancia darse cuenta, ¿Cierto?

Zoe: Muy cierto.

¿De qué manera se puede evitar procrastinar?

Como ya se ha mencionado, una persona procrastina para no hacer frente a una situación que le representa algo demandante.

Por lo tanto, para evitar la procrastinación es necesario identificar y reconocer que es aquello que nos está generando ese malestar; y a partir de allí, emprender cambios que tengan como base el aprendizaje obtenido tras la experiencia vivida.

«Avanzar a nuestro propio ritmo, respetando nuestros propios tiempos, está más que bien; pero manteniendo pasos firmes y continuos».

Acabas de leer el artículo Qué es la procrastinación: Ejemplos.

Artículo anterior.- Hablar de manera positiva: ¿Cuál es su importancia?

Próxima publicación.- Método STAR: Una forma clara de expresión.

Saludos cordiales.

Somos emoción, pensamiento y acción, el poder está dentro de ti/ Buen vivir es vivir saludable
Muchas gracias,


✯Si te gustó la lectura así como el trabajo que venimos realizando, por favor, comenta en la casilla de comentarios y/o comparte en tus redes sociales. Con tu apoyo podremos llegar a más personas.

Reconocimiento.- El recurso gráfico empleado en la portada de la lectura ha sido descargado de Freepik.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Carrito de compra
Utilizamos cookies propios y de terceros para mejorar tu experiencia; así como, nuestros servicios, analizando la navegación en nuestro sitio web. Para más información, puedes consultar nuestra Política de cookies.    Configurar y más información
Privacidad